Categories
Política y seguridad

Un multihomicidio en Morelos y el caso Lozoya

Hace dos meses en Morelos fue asesinada una familia entera en Temixco, Morelos.

El caso no trascendió mucho en la prensa nacional, ni en el debate público, se trató como si fuera una familia víctima más del crimen organizado… y probablemente la familia sí fue víctima de la delincuencia organizada, pero no la que estamos habituados.

Dentro de los fallecidos se encontraba Isaac Gamboa Lozano, extitular de la Unidad de Política y Control Presupuestal de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público. O sea, quien movía del dinero de la federación en el gobierno de Peña Nieto.

En tan solo pocos días la Fiscalía del Estado salió a declarar que todo indicaba que el móvil del multihomicidio era “pasional”… ¿De verdad?

El nombre de Gamboa Lozano comenzaba a sonar en el caso de la “Operación Sáfiro”, una investigación de Fiscalía General de Chihuahua para acreditar desvíos millonarios que se utilizaron para financiar campañas electorales del PRI. Hace unas semanas César Duarte (gobernador de Chihuahua 2010-2016) fue detenido en Estados Unidos acusado de estos desvíos.

Sin embargo, desde 2017 una investigación del New York Times señalaba que estos desvíos tuvieron el “visto bueno” de la federación, en específico de la Secretaría de Hacienda comandada por Luis Videgaray.

Mientras la investigación de la Fiscalía de Chihuahua contra Duarte avanzaba, distintas voces comenzaron a señalar a Gamboa Lozano como el responsable (quien firmaba los documentos) de los desvíos millonarios. ¿Tendría que ver esta investigación con su asesinato? La Fiscalía de Morelos asegura que no.

No obstante, a la espera de las declaraciones del exdirector de Pemex, Emilio Lozoya, quien revelaría enormes casos de corrupción en el sexenio de Peña Nieto, el nombre de Gamboa vuelve a salir a la luz.

Gamboa habría sido el encargado de repartir dinero entre legisladores y gobernadores a cambio de “favores” que estos le hacían al presidente Peña (votar a favor de X iniciativa o desviar dinero). El papel de Gamboa Lozano era que todo esto pasara como un trámite “legal”.

Los nombres de quienes estuvieron involucrados en este monstruo de corrupción Gamboa Lozano se los llevó a la tumba, sin embargo, las declaraciones de Lozoya podrían revelar esto y muchos más datos sobre quienes le hicieron un enorme daño al patrimonio del Estado.

Obrador está enterado de la muerte de Gamboa Lozano, tras su muerte lamentó su asesinato y el de su familia en una conferencia matutina. Tal vez por eso nadie sabe dónde está Emilio Lozoya, en varias ocasiones el Presidente ha declarado que “hay que cuidarlo”, y es que probablemente el asesinato de Gamboa y su familia poco tienen que ver con un crimen pasional… y más con un escándalo de proporciones que no logramos dimensionar.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s